Almohadillas / Ladrillos intumescentes

Sistema de sellado de instalaciones de cables, idoneo cuando se preveé reinstalaciones frecuentes o para realizar sellados, provisionales en obra.

Las almohadillas y ladrillos intumescentes intumescentes son resistentes al agua, luz, calor, hielo y, en general, a los ambientes industriales.
Están constituidas por un material intumescente que expande alrededor de los 150 °C, sellando los huecos e impidiendo el paso de humos y fuego.Las almohadillas y los ladrillos se mantienen operativos durante largos períodos de tiempo.
Se caracterizan por su perfecto comportamiento frente al polvo y su fácil colocación sin obra, lo que los hace utilizables en pasos de cables y juntas en locales sensibles al polvo (salas de ordenadores).

Subir
Diseño Web nlocal